‘Ventanas al mundo’: Cortometrajes con un punto de vista diferente en el CaixaForum de Barcelona

Aún hay tiempo, hasta el 6 de mayo para más señas, para ver en el  CaixaForum de Barcelona el ciclo de cortometrajes Ventanas al mundo. Cuba, Angola y Filipinas son los escenarios de 3 historias cotidianas de no más de 25 minutos de duración.

Una sala a oscuras pequeña al lado de la entrada principal, unos cuantos sofás y una pantalla grande al fondo. Así se ven -y se escuchan a veces con dificultad debido al ruido exterior-, Notas de Angola, El secreto del arroz y Cisne cuello negro, cuello largo.

Notas de Angola y El secreto del arroz son dos producciones en las cuales la mujer, la comunidad y la voluntad de cambio tejen los hilos de la trama a través de historias cruzadas. Ambas son del director Manuel García Serrano y forman parte del ciclo “Donde viven las mujeres”, iniciativa de la productora Tus Ojos, y por ello comparten esa voluntad de narrar el día a día de los protagonistas sin renunciar a una pizca de magia y lírica.

En la primera, nos  trasladamos hasta las calles de Luanda, capital de Angola, para adentrarnos en el mundo de Carolina, violinista en una orquesta para niños en situación de pobreza y exclusión. Su situación personal, marcada por los maltratos a su madre, se volverá aun más difícil cuando pierda su preciado instrumento. Pescando en la red, he encontrado un making off fotográfico del documental con imágenes como ésta:

El secreto del arroz narra la lucha de Salvación, líder social en la remota región filipina de Cagnipa, por convertirse en la primera mujer en ocupar un cargo público, algo que, si bien muchas mujeres desean, no todos los hombres están dispuestos a aceptar.

El profesor Sergio Albel es el protagonista de Cisne cuello negro, cuello blanco, dirigido por Marcel Beltrán. Albel es el prototipo de loco lúcido, alguien que, a pesar de ser excluido por gran parte de su gente, incluida su familia, sigue manifestando un profundo amor por su pueblo y una férrea voluntad de cambiar al mundo mediante una simple pregunta que realiza a sus alumnos: ¿De qué están hechos los deseos?

A pesar de ser el cortometraje de menor duración, su carga emocional, la forma de pensar y de expresarse del protagonista, así como el relato, cámara en mano,  que construye a su alrededor, convierten a Cisne cuello negro, cuello blanco en la obra más densa de las tres. A veces, incluso, los momentos se dilatan en el tiempo en exceso y la historia pierde ritmo. Al parecer, el documental tuvo cierta repercusión en su país de origen, e incluso le dedicaron un comentario en televisión.

Muchas personas pueden ver en una muestra así la oportunidad de descansar los pies entre la exposición de Goya y la de Delacroix -la ambientación lo favorece-, pero no estaría de más que las personas interesadas en contar historias, ya sean escritas o en formato audiovisual, les echaran un vistazo. El uso de la cámara subjetiva es, a mi juicio, fundamental para establecer el dramatismo de Cisne cuello negro, cuello blanco. Y Notas de Angola y El Secreto del Arroz demuestran que se puede narrar realidades duras de forma viva, colorista, para nada pesimista o dramática, sin perder ni un ápice de compromiso social.

Marta Roqueta.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s